Muere el conocido actor Leonard Nimoy a los 83 años de edad – Hasta siempre Spock "larga vida y prosperidad"

Tristes noticias nos llegan desde Estados Unidos, y es que el conocido actor Leonard Nimoy ha fallecido los 83 años de edad en su casa de Los Ángeles . El actor, según ha contado su esposa a The New York Times, ha fallecido en su casa a causa de una enfermedad pulmonar crónica , que padecía desde hace tiempo. Nimoy es conocido mundialmente gracias a su interpretación del capitán Spock en la serie Stark Treck , serie que le lanzó a la fama y gracias a la que también dio el salto a la gran pantalla. Además de Star Treck, Nimoy también ha participado en otros programas, series y películas , como Fringe, Mission: Imposible, Search Of…, y últimamente le hemos podido ver en The Big Bang Theory, interpretándose a si mismo en algunos episodios. Así que, como Nimoy siempre dijo “larga vida y prosperidad” .

Tags: , , , , , , , , , , , , , ,

Crítica del 7×16 "The wrong stuff" de Castle

Las últimas semanas los capítulos de Castle fueron para dejarnos sin palabras -podéis leer mi review aquí -. Esta semana, las cosas se han relajado un poquito y han traído un capítulo más divertido y fácil de llevar que con la tensión de los anteriores, además de haber llevado a nuestros protagonistas al espacio exterior sin si quiera tomar una nave espacial. Os cuento cositas sobre el capítulo si seguís leyendo. Siempre pienso que en Castle ya lo hemos visto todo, pero cada semana me desmontan la teoría. Si creíamos que la doce tenía una jurisdicción amplia en Nueva York (con todos los asesinatos que cubren), con lo ocurrido esta semana podemos ver que es mucho mayor de lo que pensábamos, porque el asesinato ha tenido lugar nada más y nada menos que en Marte . Vale, no literalmente, solo era una simulación, pero con esa ambientación y con el entusiasmo con el que se ha tomado Castle el caso, sólo me faltaba el traje espacial para sentirme astronauta . La víctima fue Tom Richwood, uno de los astronautas en entrenamiento para la misión a Marte de un millonario. La primera sorpresa (porque hay muchas a lo largo del episodio) que se llevan nuestros protagonistas, es que para entrar al simulador, deben llevar un traje espacial porque los gases que hay en el simulador son tóxicos (incluso están a punto de morir por culpa de él, así que no es ninguna broma). Claro que esto emociona, y mucho, a Castle, quien desde hace mucho tiempo quiere ir al espacio (¡si hasta quería casarse allí!). Para más sorpresas, el arma homicida está desaparecida y el jefe de la misión se niega a deternerla porque perdería meses de trabajo, y si con eso no fuera suficiente, aparecen indicios de espionaje y sabotaje, amores inesperados que rompen matrimonios, supuestos aliens y hasta una máquina que encubre asesinatos y que sabe mentir , todo muy normal y cotidiano. Aunque la máquina lo intentó, Castle y Beckett siempre son mucho más listos que los asesinos, y aunque no consiguen por el momento resolver exactamente quién fue el que clavó el destornillador en el pecho de Tom, tres de los tripulantes de la nave resultan haber trazado el plan para deshacerse de éste por considerarlo una amenaza para la misión. Paralelamente al caso, “los Castle” tienen sus primeros problemillas en casa , pues el loft de Castle se les está quedando pequeño ahora que Alexis se trae a un montón de amigos cada dos por tres (¿esta niña no vivía en la universidad? ¿me dirás que ese chico nuevo es un nuevo novio de Alexis?) y que Martha tiene un nuevo compañero que se pone el pijama de Castle. No acierto a decir cuál de las dos cosas es más surrealista, si el caso de asesinato en Marte, o la situación en el piso de Castle, pero ambas han tenido su gracia en cierto sentido (quitando el hecho de que una persona ha muerto). La situación en casa de Castle, al igual que el caso, se soluciona al final del capítulo, pues Martha ha prometido buscarse un piso para ella, para dejar que Castle y Beckett tengan toda la casa para ellos para cuando tengan a pequeños “Castles” correteando por ahí. Eso es algo que quiero ver, pero no sé si quiero verlo aún, y últimamente todo el mundo insiste en que habrá un Castle baby muy pronto. Todo habrá que verlo, aunque parece que van a querer rellenar el espacio pronto, porque el silencio del piso al final del capítulo los hace salir corriendo de casa para buscar un poco de barullo. Si es que les quiero por ser tan tontitos. Esta temporada se me está pasando volando: aunque no lo parezca, no quedan tantos capítulos para una season finale que aún no sabemos si será la última de la serie (esperemos que no). ¿Os habéis quedado con ganas de ir al espacio después de este episodio? ¿Creéis que se agrandará la familia Castle pronto? ¿Qué esperáis de los capítulos que quedan esta temporada? ¡Habladnos! Doralicia ( @Doralais )

Tags: , , , , , , , ,

House Of Cards: The Power Of The Ring

Parece por el título que vengo a hablaros de El Señor de los Anillos pero, en realidad, me refiero a la serie de Netflix, House Of Cards , y a uno de los aspectos que más destacan de su protagonista, Frank Underwood, un hombre que nos vende poder y mucha mala baba. Puro veneno, dirían algunos, pero un dulce veneno que no dudaríamos en tragar ni un segundo al conocerle. Ante el inminente estreno de su tercera temporada el próximo 27 de febrero – con desliz por parte de Netflix incluido al habilitar los episodios días antes por error, cosa que luego enmendaron – creo que es el momento idóneo para recomendar esta serie que, aunque retrate el panorama político estadounidense desde el backstage , con todos sus entresijos y estrategias, lo que en realidad vende es el hijoputismo que se respira por esos lares . Y sí, digo hijoputismo porque no hay un mejor término con el que definir la actitud de los Underwood, tanto de Frank como de su mujer Claire, su compañera en esta carrera por el poder más importante del país: llegar a la presidencia , aunque nunca lo digan expresamente o sólo en momento muy concretos de la acción, pero se puede deducir fácilmente desde el minuto 1. No existe la justicia. Sólo partes satisfechas . Frank Underwood. Francis “Frank” Underwood , interpretado magistralmente por Kevin Spacey , es un congresista demócrata por el estado de Carolina del Sur y jefe de la Cámara de Representantes. Sin embargo, sus aspiraciones políticas y su ambición le hacen querer llegar mucho más lejos ; por ello, será tal la rabia que acumule al ver que no va a ser Secretario de Estado, tal y como le prometieron, que no duda en tramar toda una venganza en la que , como si fuesen piezas de ajedrez, sus rivales y enemigos irán cayendo uno a uno , no sin ciertos obstáculos que esquivar en el camino. De forma objetiva, Frank no es un personaje que esté hecho para gustar por la forma en la que juega sus cartas, su comportamiento y frialdad en todo momento; es toda una cabeza pensante que siempre está anticipándose al resto, intentando descubrir sus próximos movimientos y trazando planes distintos según la situación. Pero, a pesar de ello y, por lo menos en mi caso, he conseguido empatizar con él porque sus sentimientos son muy humanos : se siente humillado porque ha hecho algo a cambio de otra cosa que al final no le han dado, por lo que el enfado tiene una base sólida y, sobre la cual, el comportamiento del protagonista se justifica en gran medida. El sentirse vapuleado en un ambiente tan poderoso, esa autoconciencia de saber que se es bueno en el trabajo pero no se está en el puesto adecuado, la ambición que tiene, son cosas que nos pueden hacer sentir identificados con algún momento de nuestra vida. Por ello, me recuerda en cierta forma a mi “relación” con Walter White de Breaking Bad – salvando las distancias, por supuesto –, un hombre que llega a ser objetivamente deplorable, desalmado y malvado, pero con el que sentí una fuerte empatía que me llevó a perdonarle hasta lo imperdonable. Quiero que a Frank le salgan las cosas bien, que haga morder el polvo a la gente que se interpone en su camino y que le hacen las cosas más complicadas; en definitiva, llega a gustarte ese hijoputismo que desprende por los cuatro costados y lo abrazas ya que, en un ambiente tan poderoso, es la única forma de salir adelante sin sublevarte y, ¿quién se quiere sublevar? Absolutamente nadie . Pero Frank no está solo en su plan, sino que le acompañan dos personas primordialmente: su mujer Claire (Robin Wright) y su jefe de personal , Doug (Michael Kelly). Claire es la mujer detrás del gran hombre, pero eso no significa que sea la típica buena esposa, pobrecita, que se queda en casa. Totalmente lo contrario. Claire Underwood es la fundadora de Clean Water Initiative , una organización sin ánimo de lucro que lucha por llevar agua potable a aquellos lugares del mundo donde no tienen. Es una mujer fuerte , luchadora , calculadora y a veces tan fría como su marido, aunque ella terminará teniendo remordimientos por sus acciones pasadas , punto en el que se diferenciará con Frank. Forman una pareja que se complementa a la perfección, donde ella también lucha por las aspiraciones políticas de su marido y al que incita a mover ficha cada vez que se ven estancados en una situación delicada. Cabe una mención especial al concepto de matrimonio que tienen estos dos, muy liberal y nada convencional . Son dos personas que se admiran, se tienen cariño pero no es un gran amor, no se han casado por eso; me atrevería a decir que en lo que se basa su matrimonio, principalmente, es en la ambición que sienten por sus respectivos trabajos y que se encuentran en una posición estupenda para perseguir sus objetivos . Sin duda, siempre choca ver cómo se comportan juntos ya que está fuera de lo que conocemos habitualmente y, ya os digo, es muy difícil de definir; mucho mejor ser testigo de ello para que cada uno saque sus propias conclusiones. Por su parte, Doug es un perro fiel a Frank que hará cualquier cosa por él y así ayudarle en su camino . Es uno de los pocos personajes que muestra sus sentimientos ante la cámara , no es tan frío como los Underwood aunque sí que sabe mantener una postura en el trabajo. Es en los momentos bajos, en los que se encuentra en una encrucijada personal, cuando más le podemos conocer y simpatizar con él. Amo a esa mujer. La amo más de lo que los tiburones adoran la sangre . Frank Underwood. Aunque se retrate el panorama político, también se da una visión del mundo del periodismo relacionado con los lazos de poder . Aquí entra en juego Zoe Barnes (Kate Mara), una reportera de The Washington Herald que busca labrarse un nombre en este mundillo. Personalmente, y como futura integrante de la profesión, no me gusta en absoluto la imagen que se da de la mujer periodista ya que me parece repugnante y un insulto hacia las féminas que se dedican a ello . Es asqueroso ver este retrato donde la mujer periodista sólo puede conseguir exclusivas o información de gran calibre a cambio de favores sexuales con las fuentes. Señores, esto no es así. Una periodista puede conseguir esa información de forma lícita y sobre todo con ética sin recurrir a sus herramientas de femme fatale ni denigrándose por el camino. Este tema daría para otra entrada en el blog porque no es la primera vez que lo veo, hay más ficciones que retratan el periodismo y el papel de la mujer en él de la misma forma, lo que no hace ningún bien a las que se dejan la piel en redacciones, en la calle siendo reporteras, en los gabinetes de comunicación o en sus casas llevando un blog. Es denigrante, deplorable y un insulto gravísimo. No niego que haya casos puntuales pero son eso, PUNTUALES, el resto no hace esas cosas. Señores guionistas , ya sean de películas o de series, la mujer periodista es tan válida como el hombre periodista, dejen de machacar la imagen de la profesional de la comunicación, por favor. Si seguimos por este camino, no se nos tomará en serio, no se nos respetará ni como profesionales ni como mujeres; esto incentiva los comportamientos machistas que tanto luchamos por erradicar . ¡Piensen más con la cabeza y menos con el bolsillo, que esta visión de la mujer ya no vende! Tampoco niego que haya personajes femeninos periodistas que no sean retratados de esta forma sino totalmente de la contraria, pero no creo que se les dé la importancia que tiene Zoe Barnes en la trama. Admito que hablo desde el desconocimiento – no he visto The Newsroom , por ejemplo, serie que se centra en esta profesión – ya que ni todas las series me llaman la atención por igual y tengo que priorizar cuáles veo y cuáles no – mi tiempo, como el de cualquiera, es oro y tengo que aprovecharlo –, pero en esta serie que tanto ha llamado la atención del público y crítica, alabada hasta los altares, que le ha valido un premio Emmy a Spacey, es un ejemplo de que, a lo mejor, los telespectadores se quedan con esta imagen de la profesional de la comunicación que poco o nada tiene que ver con la realidad. Hay otros muchos personajes como el presidente de los Estados Unidos, Garrett Walker (Michael Gill); Peter Russo (Corey Stoll), congresista demócrata y uno de los representantes de Pensilvania o Linda Vasquez (Sakina Jaffrey), la jefa de gabinete de la Casa Blanca, entre otros. Y os preguntaréis, ¿qué tiene que ver un anillo en todo esto? El anillo es el toque de Frank, el que sentencia las reuniones, el que pone el punto y final a la frase lapidaria de turno – auténticas perlas es lo que suelta este hombre por la boca, todas para enmarcar –, es el gesto de la victoria, el de la rabia. El anillo es una pequeña extensión del señor Underwood, un sello de identidad , el recuerdo de una frase paternal, el final de una etapa y el principio de otra. Recoge el espíritu de su poseedor y nos enseña que puede tener poder – a la mierda el anillo de Frodo, este es mucho mejor –. Un gran hombre dijo una vez: “Todo se trata de sexo, excepto el sexo. El sexo se trata de poder”.

Tags: , , , , , , , ,

Review The Americans: Salang Pass

Parece mentira cómo pasan las semanas. Sin comerlo ni beberlo nos hemos plantado en el quinto capítulo de la temporada, muy cerquita del ecuador. La semana pasada tocó un poquito de descanso ante el ritmo tan alto de los tres primeros . No hubo ni cuerpos en maleta ni extracciones dentales dolorosas pero presentó a nuevos personajes y planteó hilos argumentales nuevos. Los Jennings tendrán nuevas misiones en este capítulo. Philip seguirá con la difícil misión de adiestrar a la niñera menor de edad, lo que le seguirá planteando dilemas morales. Stan, por su parte, seguirá intentando demostrar que la disidente soviética tiene en realidad otros planes entre manos. Veremos qué pasa. Ya sabéis, mientras sale la Review podéis dejar vuestras impresiones según vayáis viendo el capítulo . Episodio 3

Tags: , , , , , , , , , , , , , ,

El último capítulo de The Walking Dead será extralargo

Día de tweets noticiables. Primero Lady Gaga y ahora la revista TV Guide , que ha escrito que el último capítulo de la quinta temporada de The Walking Dead tendrá una duración especial: 90 minutos . Un capítulo que se emitirá el 29 de marzo, que estará dirigido por Greg Nicotero y que, según algunas fuentes, se titulará How the Harvest Gets Home . La temporada entró en su fase decisiva en The Distance , ya que el grupo por fin encontró un motivo para la esperanza y se abrió un arco argumental que, sin haber leído los cómics, creo que durará como mínimo hasta final de temporada.

Tags: , , , , , , , , , , , ,